Por: Rosario Antonio Ramírez

De nueva cuenta la Síndica Procuradora de Guasave Georgina Burciaga Armenta, quedó más mal que una guayabera fajada ante la opinión pública al acusar públicamente que el director regional de los programas federales en los municipios de Guasave y Angostura,  Daniel Hibrain Armenta, estaba siendo apoyado desde las arcas del ayuntamiento con más de 600 mil pesos y que ella, abrió una investigación por el desvío de esos presuntos recursos.

Era cuestión de horas para que la respuesta del pueblo le cayera como granizada en la cabeza a la Síndica Burciaga, porque la nota del presunto desvío otorgada a un medio de comunicación afín a sus perversas intenciones, fue bombardeada por los buenos comentarios hacia la figura del funcionario federal Daniel Hibraim, por lo que la intención de la dama le resultó más benéfica al joven y ahí se dieron cuenta que, el veneno que no te mata te fortalece.

Jóvenes, adultos y adultos mayores de ambos sexos, se volcaron a las redes sociales “golpeando” a la Burciaga Armenta y apoyando a Daniel Hibraim, resaltando que desde la llegada de este funcionario, los programas federales llegaban a donde realmente se necesitaban y que los programas de vacunación implementados en el municipio de Guasave, eran un ejemplo a nivel nacional, particularmente el sistema innovado  en el malecón María del Rosario Espinoza, donde te aplicaban el biológico en la comodidad de tu unidad motriz.

Pero eso no era todo, la cereza del pastel se dio en la sesión número 15 del Cabildo Guasavense el viernes 8 de julio, cuando los regidores le pidieron una explicación al tesorero de la comuna Marco Antonio Báez Rochin, quien desnudó por completo a la Síndica Procuradora al informales que todos esos recursos no se entregan en efectivo, que son apoyos en especie como la colocación de carpas, sillas, agua embotellada para los beneficiarios de los diferentes programas, por la logística, etc, pero que transformados en pesos y centavos dan esa y posiblemente otra cantidad, pero que jamás se le ha entregado efectivo ni transferencia electrónica a ninguna cuenta de Daniel Hibraim.

Al verse evidenciada, el séquito de regidores que integran la bancada de Morena (enemigos del alcalde y del desarrollo de Guasave) quisieron defender lo indefendible de la funcionaria, la cual insistió en que le dará para adelante a la investigación en contra del funcionario federal, el cual dice, ni le preocupa ni le acongoja, porque el que nada debe nada teme.

Por lo visto Burciaga Armenta no duerme tranquila y solo piensa en qué problema hacer el día mañana, ya no sólo en contra del Ayuntamiento y en contra del alcalde, sino en contra de quienes le estorban a ella y a otros políticos que mueven los hilos desde la oficina de la sindicatura.

Ahora resulta que la oficina de la señora se ha convertido en una sala de investigación y de colocación de empleados afo a sus ideas maquiavélicas, por lo visto, le cambiarán el nombre de Sindicatura de Procuración por la de la Santa Inquisición, porque ahora les dió por quemar gente sin previa averiguación.

Pero vamos yendo más lejos y al trasfondo de este asunto por partes.

¿Porqué de manera repentina se le fueron a la yugular a Daniel Hibraim?

En días pasados, de manera extraoficial se ventiló que el diputado federal Casimiro Zamora, quien tiene una alianza de golpeteo en contra de la administración que encabeza el Doctor Martín Ahumada Quintero, junto con la Síndica Procuradora, literalmente le pidieron a Daniel Hibraim que se retirara de los reflectores del ayuntamiento.

En palabras más  o palabras menos, le dijeron que eso no era bueno para los morenistas y que los podría afectar políticamente en los proyectos personales del diputado, el cual sueña con ser alcalde de Guasave y que por lo visto, la quiere por la buena o por la mala.

El joven no hizo caso, obvio, porque su responsabilidad como director regional de los programas federales y bajo los lineamientos de la Cuarta Transformación y del presidente de la República Andrés Manuel López Obrador, el tiene que mantener las relaciones de apoyo y amistad con cualquier ente, Institución o político, porque se está buscando el beneficio del pueblo y el Ayuntamiento de Guasave durante esta y la administración pasada, les ha brindado todo el apoyo, enardeciendo a sus interlocutores y la respuesta ahí la tienen en los medios de comunicación.

Desde la oficina de la Síndica Procuradora se gestó este embate contra Daniel Hibraim, como otros que han planeado y que les han “tronado” como el armado en contra del jurídico del Ayuntamiento, pero en este nuevo pleito mediático de Burciaga y su clan “les salió el tiro por la culata”.

No contaba la Santa Inquisición que los datos fiscales que le proporcionaron y que iban en las hojas filtradas por los enemigos del alcalde incrustados en el propio Ayuntamiento, que los apoyos dados en especie al funcionario federal en contabilidad se transforman en números y terminan en pesos y centavos, error garrafal cometieron y sólo por las prisas de quemar al que ellos ahora miran como enemigo político y lo curioso es que, son del mismo equipo y del mismo partido Morena.

Ni Casimiro ni Georgina se imaginaron que la telaraña asesina armada para aniquilar políticamente a Daniel Hibraim, iba a terminar arropándolo, no la miraron venir, y es que desde hace varios meses, este joven funcionario ha crecido mucho en popularidad en las redes sociales, debido al constante trato directo que mantiene con la sociedad por los programas que maneja, pero particularmente lo catapultó la vacunación contra el Covid en este municipio.

Al diputado y a la Síndica Procuradora les estorba que siga creciendo la imagen y la popularidad nata de Daniel porque ya le vieron la “zanca al pollo”; Zamora y Burciaga, vieron primero que nadie las cualidades y las capacidades de este funcionario y ahora pretenden cortarle las alas, saben estos aprendices de políticos que el pueblo ya no vota por los políticos tradicionales y que así como Martín Ahumada, ganó la alcaldía sin ser político, Guasave está en la antesala con Hibraim de tener al presidente municipal más joven en la historia de este municipio.

Coincidencias hay muchas para entender la embestida política de la Síndica Procuradora, una por ejemplo es que, días antes de la declaración periodística de la presunta desviación de recursos, la pagina de la “Dirección Regional Guasave” creada el 13 de septiembre del 2020 donde se informa de manera constante de los diferentes programas federales, cambió su nombre el pasado 4 de julio del año en curso a “Daniel Hibraim”, la cual tiene más de 19 mil seguidores, nada despreciables para alguien que no es político.

“No hay mal que por bien no venga” reza un refrán popular, y si algo le faltaba a Daniel Hibraim para promocionar  su imagen, se la dió este abrupto  político de la Síndica Procuradora, ya que todos los medios informativos locales le dimos espacio al funcionario federal, algunos para dar a conocer su postura ante la posible denuncia de desvíos de recursos y otros para proyectar su trabajo y el beneficio que ha traído en este municipio para los sectores más desprotegidos.

Bajo los lineamientos de primero los pobres y los adultos mayores, Daniel Hibraim da cumplimiento cabal a la indicación del presidente AMLO, sin detenerse, aunque los vientos en contra amenacen los viejos molinos y como en la historia del Quijote y de Sancho Panza, que los escuche ladrar de lejos, es señal inequívoca de que va avanzando.

 

 

PUBLICIDAD

 

 

Facebook Comments
¡Comparte esta nota!