Al supervisar la rehabilitación del colector de aguas negras de la calle Cuauhtémoc, en donde se aplicará una presupuesto total de 18 millones de pesos, en dos tramos desde la Nelson a la Madero, el alcalde Martín Ahumada Quintero informó que se trata de “una obra magna y de una inversión que nunca se había hecho en la ciudad”, para atender el colapso del drenaje.

“Esta obra sin duda vendrá a beneficiar a muchos de los sistemas de drenaje de la ciudad, para que la salida de las aguas residuales sea adecuada, oportuna”, indicó el alcalde, quien señaló que con esto se avanzará en la solución a los derrames en el centro y otros puntos de la alcaldía central en donde se aplicarán más de 45 millones de pesos en este rubro.

Indicó que son obras que no se ven pero que “al final de cuentas sirven mucho para la salud y la tranquilidad de nuestros ciudadanos, obras que generan bienestar a las familias”.

Explicó que en este año se enfocaron en el drenaje, con la rehabilitación de la red, cárcamos, atarjeas y otras acciones, con un presupuesto de 77 millones de pesos, de los 109 millones de pesos en total para agua potable y saneamiento.

Gilberto Leyva Cervantes, gerente de Jumapag informó que se inició la rehabilitación del colector de la calle Cuauhtémoc, en el tramo que va de la Carrasco a la Nelson, donde se invierten 9 millones 265 mil 535 pesos, del Ramo 33 y del FISE (gobierno estatal) y se trabajará en otra obra de 8 millones 640 mil 631 pesos de Capufe, para el tramo de Madero a Carrasco, por lo que el costo total entre las dos obras es de 17 millones 906 mil 166 pesos.

En estos trabajos se hicieron excavaciones de cinco metros de profundidad por cuatro metros de ancho, para colocar un tubo de 24 pulgadas de poliestireno corrugado de alta densidad, además de las tomas y descargas domiciliarias. 

 

PUBLICIDAD

 

 

Facebook Comments
¡Comparte esta nota!